EEUU se retirará de Irak en 2010 (o casi)

4 marzo 2009 at 00:00 1 comentario

soldado_estadounidense_habla_joven_iraqui

EEUU no se retirará definitivamente de Irak hasta el año 2012 (Foto, Associated Press)

El presidente de los Estados Unidos, Barack Obama, anunció el pasado 27 de febrero el final de la misión de combate en Irak para el 31 de agosto de 2010, tan sólo tres meses después de lo prometido en la campaña electoral. Sin embargo, el dato de la retirada definitiva es otro: el 1 de enero de 2012, ya que 50.000 soldados se quedarán en el país hasta esa fecha.

Ese contingente militar, denominado “fuerza de transición”, ha levantado malestar en los sectores demócratas, los del propio partido de Obama. Según indicó el presidente, los soldados se encargarán de garantizar la seguridad del personal civil y militar estadounidense que permanezca en el país y de ofrecer entrenamiento al Ejército y a la Policía iraquí, para intentar reforzar las instituciones iraquíes y evitar un resurgimiento de la violencia como los que tuvieron lugar en 2006 y 2007.

El presidente del Estado Mayor Conjunto de las Fuerzas Armadas estadounidenses, Michael Mullen, muy crítico el julio pasado con una retirada rápida de Irak, afirmó el domingo 1 de marzo ante la cadena de televisión CNN, sentirse “cómodo” con los planes de Obama y aseguró que las condiciones de seguridad en el país árabe han mejorado, lo que permite que el Gobierno iraquí asuma el control de la seguridad a medida que las tropas estadounidenses se retiren.

Sin embargo, no todos están dispuestos a ver las bondades de 50.000 soldados desplegados en Irak hasta el 2012. Nancy Pelosy, presidenta de la Cámara de Diputados, declaró en televisión tras el anuncio de Obama: “No veo justificación para que haya 50.000 militares en Irak. Habría pensado en un tercio de esa cifra, quizá 15.000 ó 20.000 hubieran sido suficientes”. A su vez, el ala más a la izquierda del partido demócrata manifestó su descontento al presidente: “No se pueden dejar tropas para operaciones militares en un país extranjero al tiempo que se llama a terminar la guerra”.

Curiosamente, el ex candidato a la presidencia, rival de Obama y miembro de la comisión de servicios armados del Senado, John McCain mostró su apoyo a la nueva estrategia de guerra hecha pública por Obama en una base de marines de Carolina del Norte. Para McCain, los 50.000 soldados que permanecerán en Irak “tendrán un papel esencial al consolidar y seguir los progresos logrados por nuestro ejército desde 2007”.

El anuncio de Obama coincide con la publicación del dato de la violencia en Irak de febrero, que eleva a 258 personas, en su mayoría civiles, además de policías y militares, el número de muertos. Unas cifras en alza respecto al mes de enero según informa la AFP, que muestran una estabilización de la violencia. En 2008, 6.772 iraquíes murieron en actos de violencia frente a las 17.430 personas de 2007.

Barack Obama, aseguró al pueblo irakí durante el anuncio, que Estados Unidos no está interesado “ni en su territorio ni en sus recursos naturales”. No obstante, para algunos este nada desdeñable contingente de 50.000 soldados supone una continuación de la campaña por el control de la zona y auguran que lo más probable “es que la retirada total se aplace decenios, hasta que se agote el petróleo en la zona”, como afirma Felipe Sahagún en su blog del “El Mundo”.

Para otros analistas, la dilatación del plazo de retirada de Obama no es sino una muestra de sensatez ya que no son lo mismo las promesas electorales (Obama prometió la retirada de las tropas de Irak en 16 meses), que las decisiones tomadas una vez conocido el terreno y las dificultades reales (los militares reclamaban 23 meses).

No obstante, una tercera línea de opinión argumenta que en realidad Obama ha prometido todo y nada ya que, según apunta el ABC, en una cumbre de seguridad nacional celebrada el día antes en la Casa Blanca, y a la que asistió McCain, Obama prometió que la retirada estará siempre condicionada a que la seguridad en Irak no vuelva a deteriorarse y que la permanencia de la fuerza de transición está condicionada a que las fuerzas armadas iraquíes a las que ésta dará apoyo «sigan manteniéndose al margen de la violencia sectaria».

Obama establece así un calendario con el que pretende echar el cierre a la costosa y polémica guerra de Irak que ha supuesto un desembolso de las arcas estadounidenses de casi tres billones de dólares y las críticas de gran parte del pueblo de EEUU y del internacional. Las prioridades se centran ahora en Afganistán, país al que EEUU enviará 17.000 soldados adicionales.

¿Ha anunciado Obama una retirada de una guerra perdida o se ha asegurado un retorno tranquilo de una batalla ganada? ¿Se dilatará más el calendario de la retirada?, ¿Qué suponen los 50.000 hombres que quedarán sobre el terreno? ¿Se limitarán a las labores anunciadas por Obama? ¿Podrá el pueblo irakí recuperar la paz después de años de violencia? ¿Serán capaces de perdonar?

Anuncios

Entry filed under: Internacional. Tags: , , , , , .

Valverde y Contador, bajo sospecha Cómo pasar un éxito autonómico al ámbito nacional

1 comentario Add your own

  • 1. Hunter  |  4 marzo 2009 en 23:46

    Lo que ha hecho Obama es curioso, pues al proclamar ” el final de la misión de combate” en Irak, lo que está haciendo es contradecir aquella famosa frase que Bush pronunció a bordo de un portaaviones de su armada y que anunciaba el fin de la guerra. Con ello, reconoce que aquello no se acabó en su momento, pero ni tan siquiera ahora.
    Se podría considerar un retorno “tranquilo”: la situación está más o menos en calma y el objetivo -echar a Sadam del poder y tener acceso a las reservas petrolíferas- se ha cumplido. Sin embargo, y como bien dice Sahagún, aún pasarán décadas hasta que se retiren por completo,; primero porque la zona es un calderín que en cualquier momento puede estallar, y segundo porque el Gobierno iraquí y su ejército no están todavía en condiciones de asumir al 100% todas sus responsabilidades. Y el pueblo iraquí… mucho me temo que no podrá recuperar la paz… como siempre, los que palman son lo mismo.
    Pero esta retirada lleva aparejada un cambio de estrategia, pues gran parte de los que se marchan de Irak no van a volver a Estados Unidos, sino que van a ir a Afganistán a apuntalar una situación que está bastante fuera de control de la Alianza.

    Responder

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Trackback this post  |  Subscribe to the comments via RSS Feed


Un día de estos…

marzo 2009
L M X J V S D
« Feb   Abr »
 1
2345678
9101112131415
16171819202122
23242526272829
3031  

¡¡Estamos en Twitter!!

En capítulos anteriores


A %d blogueros les gusta esto: