Continúan las incógnitas en torno al 11-S en su octavo aniversario

10 septiembre 2009 at 00:17 Deja un comentario

Ocho años después, los teóricos de la conspiración en el 11-S siguen teniendo una fuerza en Estados Unidos.

Ocho años después, los teóricos de la conspiración en el 11-S siguen teniendo una gran fuerza en Estados Unidos.

El próximo viernes se cumplirán ocho años de los atentados ocurridos en Nueva York en 2001, que fue el primer ataque directo contra suelo estadounidense, si exceptuamos el bombardeo japonés sobre Pearl Harbour de 1941. Sin embargo, todo el tiempo trascurrido desde entonces no ha servido para acallar las teorías conspiparanoica sobre lo que pasó aquel 11 de septiembre, ni acerca de los autores intelectuales y/o materiales de dicha masacre.

La versión oficial, sabida y consabida hasta la saciedad y ratificada por la investigación llevada a cabo por el FBI, sostiene que fue un célula islamista de Al Qaeda instalada en Estados Unidos la que perpetró los secuestros de los aviones y los impactos contra las Torres Gemelas en el World Trade Center, el Pentágono y un fallido ataque contra el Capitolio o la Casa Blanca a bordo de un cuarto aparato, algo que nunca se sabrá.

A pesar de ello, sigue habiendo en los Estados Unidos miles de voces que claman porque se sepa la verdad de lo ocurrido, y estos días cobra más relevancia aún por el hecho de que el consejero especial de Barack Obama para “empleos verdes”, empresa e innovación de la Casa Blanca, Van Jones, ha dimitido recientemente por el revuelo causado en torno a su apoyo a una asociación que sostiene que detrás del 11-S está la Administración Bush.

En efecto, hay dos líneas “básicas” en esto de las conspiparanoias sobre los atentados de Nueva York. Una defiende que el Gobierno tenía conocimiento previo de los ataques y deliberadamente no hizo nada para prevenirlos, y se denomina LIHOP (“let it happen on purpose”, “dejar a propósito que ocurra”). Esta línea es similar a la que afirma, por ejemplo, que Roosvelt tuvo información previa del ataque japonés sobre la base americana y que no actuó para lograr su objetivo de entrar en la II Guerra Mundial.

La otra línea, más agresiva y de la que salen la mayoría de historias conspiparanoicas, sostiene que fue el propio Gobierno de EEUU quien orquestó y perpetró los ataques. Entre los puntos de su programa figuran dos de especial relevancia:

-La demolición de las Torres Gemelas fue causada por explosiones provocadas de forma controlada con artefactos de termita colocados en el interior.

– Lo que impactó sobre una de las alas del Pentágono no fue uno de los aviones secuestrados, sino un misil, debido al “poco” destrozo causado y a que, aparentemente, no había restos de fuselaje alguno.

En Wikipedia podéis consultar un amplísimo artículo sobre toda esta teoría “principal”, y también tenéis al respecto un interesante documental emitido por el Canal Historia, que desmonta ésta teoría punto por punto, defendida sobre todo por los autores del documental Loose Change y la página web

Teorías aparte, resulta curioso que comparado con el 11-M, el 11-S no ha acabado de cerrarse definitivamente. En nuestro país, la teoría de la conspiración (ETA como responsable de los atentados de Atocha, y no una célula yihadista) fue desmontada primero en el Congreso, con una comisión de investigación, y posteriormente en los tribunales con la instrucción de Juan del Olmo y el juicio dirigido por Javier Gómez Bermúdez. La versión “conspiparanoica” sostenida por Cadena COPE, El Mundo y la asociación Peones Negros ha caído en el olvido y no tiene prácticamente apoyos.

Sin embargo, en  Estados Unidos, ocho años después, sigue habiendo mucha gente en Estados Unidos, como Van Jones, que cree que Bush y sus chicos tuvieron algo que ver y que las Torres Gemelas no se cayeron por el impacto de sendos aviones, sino que hubo “algo más” allí dentro.

¿Porqué creéis que Estados Unidos sigue preguntándose qué ocurrió realmente aquél día? ¿Están suficientemente apoyadas estas teorías, o son fruto de la imaginería fantástica que tanto caracteriza al cine norteamericano? ¿Es normal que ocho años después sigan surgiendo más y más dudas sobre el 11-S, al contrario que en España con el 11-M (y eso que sólo llevamos cinco años)?

Anuncios

Entry filed under: Internacional. Tags: , , , , .

El fin de las bolsas de plástico Un pésimo sonido desluce el regreso de Coldplay a España

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Trackback this post  |  Subscribe to the comments via RSS Feed


Un día de estos…

septiembre 2009
L M X J V S D
« Ago   Oct »
 123456
78910111213
14151617181920
21222324252627
282930  

¡¡Estamos en Twitter!!

En capítulos anteriores


A %d blogueros les gusta esto: