¿Legalizar o prohibir la prostitución?

17 septiembre 2009 at 00:11 1 comentario

Dicen que la prostitución es la profesión más antigua del mundo, y los historiadores tienen pruebas más que contundentes de que en todas las épocas de la historia del hombre las prostitutas –o mancebos, que también había, especialmente en el mundo clásico- han tenido su protagonismo.

Esa ‘tradición’ de que el hombre tolere la prostitución, si ésta no se ve, ha seguido vigente hasta la actualidad, pero eso sí, siempre que quedase escondida, oculta. El problema, cuando así se considera, viene cuando meretrices y clientes consuman el negocio acordado en plena vía pública, como sucedía últimamente en el barcelonés barrio de El Raval.

A raíz de la publicación de unas explícitas imágenes de las calles de este barrio convertido en un inmenso puticlub se ha abierto un controvertido debate sobre qué hacer con la prostitución. De momento, el Ayuntamiento de Barcelona ha decidido imponer una fuerte presencia policial que sólo ha servido para trasladar la problemática a calles adyacentes, pero en los medios de comunicación y en la calle se han planteado dos opciones: legalización sí, imitando el modelo holandés; o legalización no, en cuyo caso las mujeres que son víctimas de redes de extorsión y proxenetismo lo tendrían aún más difícil, y lo más importantes, esto no garantiza acabar con la prostitución.

De hecho, así empieza un interesante artículo sobre cómo Holanda ha legalizado la prostitución: “El holandés conoce el comportamiento humano y el capitalismo bastante bien como para saber que no pueden parar la prostitución”. Así que, puestos en esta tesitura, han optado por “unirse a ella”, pero bajo unas normas muy claras.

La ley que hace posible desde 2002 que la prostitución sea una actividad como otra cualquiera, obliga a los propietarios de los burdeles a pagar impuestos y la Seguridad Social de las prostitutas, y éstas deben tener una licencia municipal, tienen derecho a Seguridad Social y a cobrar el paro. De hecho, aquéllas que no están en condiciones sanitarias, no puede obtener la licencia para ejercer la prostitución

Ahora bien, en Holanda también existe otra prostitución mucho menos higiénica y más cercana a la que conocemos de nuestro país. Detrás de la Estación Central de Ámsterdam, por ejemplo, se concentran mujeres, en su mayoría con graves problemas con las drogas, que no pueden ejercer legalmente la profesión por no cumplir con los requisitos sanitarios y que, como necesitan dinero, se ofrecen para cualquier tipo de servicio. Y de nuevo, sabedores de la batalla perdida, se han habilitado lugares apartados de la vía pública donde estas prostitutas puedan trabajar bajo unas mínimas condiciones de seguridad y privacidad fuera de la vista de vecinos y turistas.

Volviendo a nuestro país, la postura oficial es más bien intermedia: ni prohíbo, ni legalizo, amparándose los políticos en que la sociedad está dividida al respecto. En España, por el momento, la prostitución no es delito –sólo se incluyen en el Código Penal la trata de blancas y el proxenetismo-, y hay un vacío legal al respecto.

Los ayuntamientos, hasta ahora, han aprobado normativas de ámbito municipal para sancionar a los clientes, como se ha hecho en Barcelona, con el ánimo de ahuyentarla; pero son sanciones económicas que no resuelven el problema. En Madrid, y con idéntico propósito, el Consistorio optó por instalar cámaras de vigilancia en la calle Montera, en pleno centro de la capital; pero meses después la situación es la misma que antes: prostitutas que ofrecen su cuerpo y clientes que lo toman; aunque eso sí, al menos se retiran a hostales o pisos de los alrededores, fuera de la vista de adultos y niños. Y paradigmático fue también el ‘cierre’ nocturno de la Colonia Marconi, a la que había que acceder con salvoconductos, como si del muro de Berlín se tratase, sin demasiado éxito. En definitiva, se ha comprobado que prohibir no ha resuelto nada; pero, ¿legalizar será la solución?

Prohibir o legalizar la constitución, ¿Cuál es vuestra postura? ¿Creéis que aquí podría adoptarse el modelo holandés, incluso para casos de prostitutas con problemas, como se da en Ámsterdam? ¿Qué otras soluciones propondríais vosotros?

Anuncios

Entry filed under: Nacional. Tags: , , , , , .

El infierno de trabajar en France Telecom Distrito alienígena en Sudáfrica

1 comentario Add your own

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Trackback this post  |  Subscribe to the comments via RSS Feed


Un día de estos…

septiembre 2009
L M X J V S D
« Ago   Oct »
 123456
78910111213
14151617181920
21222324252627
282930  

¡¡Estamos en Twitter!!

Error: Twitter no responde. Por favor, espera unos minutos y actualiza esta página.

En capítulos anteriores


A %d blogueros les gusta esto: